10 Alternativas A La Guitarra

La guitarra es uno de los instrumentos más importantes de toda la música mundial. No han sido pocos los cantantes que la han empleado como la herramienta predilecta para presentar su arte, ya que las canciones acústicas pueden adaptarse a múltiples contextos y hacen una tonada bastante hermosa para los oídos de quienes las disfrutan. Pero si estás buscando otras propuestas y no sabes por dónde empezar, te presentamos algunas de las alternativas a la guitarra que te servirán.

En particular, queremos hacer énfasis a los instrumentos de cuerda que se asemejen a la guitarra, ya que no son pocos los que han heredado sus funciones acústicas, pero que se utilizan para otro tipo de géneros u otras finalidades. En Curiosidades.top realizamos una consulta sobre las múltiples opciones y logramos seleccionar diez propuestas interesantes que debes conocer desde ya. ¡No te las pierdas! Sin más, nuestro TOP 10 de las mejores alternativas a la guitarra.

Lee: 9 Alternativas A Shazam

Alternativas a la guitarra

Índice De Contenidos

    1. El laúd

    Uno de los instrumentos de cuerda parecidos a la guitarra más antiguos es el Laúd. Este se originó en la península arábica, cerca del Siglo VII y era utilizado con un total de 4 cuerdas como máximo, siendo el acompañante musical de las interpretaciones a voces, incluyendo canciones propias de esta región. Para ello, se empleaba una púa especial, muy parecida a la pajuela de las guitarras, aunque algo más rudimentaria y se llamaban plectro. A su vez, tiene un cuerpo redondeado.

    Entretanto, el Laúd fue utilizado como parte de los repertorios, los actos y las presentaciones durante varios siglos, desde el siglo XIV hasta el XVIII. En las épocas medievales, renacentistas y barrocas logró atraer mucho público y rápidamente se expandió por toda Europa, justo en el momento en que las cruzadas estaban teniendo mayor impacto. Por esa razón, el instrumento se usa para la presentación de actos y obras teatrales que estén ambientadas en esas épocas.

    2. Contrabajo

    El Contrabajo es otra de las grandes alternativas a la guitarra, sobre todo por el tamaño. Se trata de un instrumento musical que forma parte de la clasificación de “cuerda frotada”, pues para poder tocarlo, es necesario usar una herramienta especial, parecida a un arco, el cuál frota las cuerdas para que puedan producir sonidos. Sin embargo, esto es algo opcional y hay quienes usan las yemas de sus dedos para ello, usando técnicas guitarreras como el pellizco, entre muchas otras.

    Cabe destacar que el Contrabajo emite sonido algo más graves, por esa razón adquiere su nombre. De hecho, esto había impedido que se usara el instrumento con una finalidad solista, a menos hasta que artistas de la talla de Giobanni Bottesini comenzara a usarlo de esa forma. A pesar de ello y con el paso del tiempo, muy poco se ha empleado como un instrumento para solistas, siendo usado más bien para grandes orquestas, haciendo una armonía increíble con sus sonidos graves.

    3. Balalaika

    Probablemente te estés preguntando qué es este instrumento. Pues la Balalaika no es muy conocido, ya que tiene un origen ruso, además de que cuenta con un cuerpo triangular y solo tres cuerdas que se pueden tocar. Entra en la clasificación de instrumentos de cuerda, teniendo un hueco redondeado en el medio y un cuerpo algo grueso. Es ampliamente conocido en su Rusia, desde donde se utiliza para grandes interpretaciones culturales y para canciones folklóricas ocal.

    Sin embargo, la Balalaika no es muy reconocida o usada en otras partes del mundo, aunque si te dispones a tocarla y a aprender a manejar todos los tipos de instrumentos con cuerda, es fundamental que lo agregues a tu lista. En el caso de las cuerdas, debes saber que las dos más básicas son ajustables entre las mismas notas, pero la tercera le da un cuarto superior, creando un sonido bien característico. Es importante la velocidad, ya que el sonido se emitirá mejor así.

    4. Octabajo

    Y si te gustan los desafíos, es mejor que comiences a prepararte. Sabemos que nunca antes había visto algo como el Octabajo, un instrumento de cuerda característico por tener un tamaño enorme, generalmente alto y ancho, por lo que deberás montarte sobre un banquillo para poder tocarlo. Además, tampoco puedes usar tus manos, sino que necesitarás de un arco para ejercer sus funciones. Si no te haces una idea del tamaño, llega a medir hasta 3 metros y un poco más.

    De hecho, el Octabajo tan solo cuenta con 3 cuerdas, pero es suficiente para llegar a emitir sonidos perceptibles por las frecuencias más bajas que consiguen captar los humanos. Los sonidos que emiten suelen ser graves, incluso mucho más de lo que otros instrumentos parecidos pueden lograr. Eso sí, parece que tienes pocas posibilidades de aprender a tocarlo, ya que no se fabrican en ningún lugar y solo quedan algunos ejemplares en los museos de música de varias partes del mundo.

    5. Viola

    Un familiar directo del Violín que deberías aprender a tocar es la Viola. Este suele ser algo más grande y robusto, por lo que los sonidos que emite son mucho más graves que su primo. Es necesario usar la mano izquierda, directamente desde el mástil, para hacer sonar sus cuerdas, implementando además un arco especial con el que tendrás que desplazarte por ellas. No hay mucha diferencia en cuanto al violín, salvo su tamaño, ya que aparentemente es más grande y más macizo de lo que parece.

    Por si fuera poco, la Viola se encuentra expresada en pulgadas. De allí de puedes hacer una idea del tamaño. Debido a que se debe poner entre la barbilla y el hombro, este instrumento suele venir con una herramienta especial llamada mentonera, la cual funciona como una almohada especial que evita lastimarte, aunque es muy prudente. Si quieres aprender a tocarla, se recomienda que comiences por el violín, tanto por la forma de agarre como su manejo, pues resulta ser superior.

    6. Violín

    Para quienes les gustan los sonidos agudos, el violín forma una parte indispensable entre las alternativas a la guitarra, sobre todo por su prestigio. Suele ser relacionado como un instrumento clásico, empleado en múltiples géneros como el Jazz, folk, música clásica y el ragtime, entre muchos otros. Para tocarlo necesitas de un arco especial, además de que puedes comprarlos con una almohadilla para el mentón. Es menos pesado y grande que la viola, así que es perfecto para aprender.

    También te podría interesar: 10 Alternativas a YouTube Music

    Otra de las cosas que debes considerar al momento de comprar un violín son sus dimensiones. Se expresan en tallas y vienen entre varias de ellas. Para los niños, hay tallas inferiores y que son seleccionadas como una fracción de la talla superior. Debes apoyarlo entre el hombro izquierdo y el mentón, ya que sólo así emite el sonido, debido a su particular cuerpo. Tomando en cuenta esas características, puedes encontrar múltiples modelos y elegir el que más se adapte a ti.

    7. Violonchelo

    Ubicándose por encima de la Viola y el Violín, y por debajo del Contrabajo, el Violonchelo es un instrumento de cuerda más grave, con una apariencia similar a los anteriores instrumentos de la lista. Pero a diferencia de ellos, este se toca sentado, ubicando el cuerpo entre las piernas y usando un arco para tocarlo. Suele venir en un tamaño superior y trae también algunos accesorios en la base para poder sujetarlos correctamente. Es un poco más difícil de aprender a tocar.

    8. Guitarra Flamenca

    No debes alejarte por completo de la guitarra si no quieres. En España nació una variante muy parecida en cuanto a su composición, pero algo distinta físicamente, ya que suele tener un cuerpo más estrecho y cuerdas más cercanas para que el sonido emitido sea más fino y brillante. La Guitarra Flamenca suele ser usada para hacer el instrumental de las interpretaciones de flamenco y son más sencillas de aprender a tocar. Sin embargo, debes comprarlas en sitios especializados al flamenco.

    9. Guitarra Eléctrica

    Es un instrumento de cuerda, pero controlado de forma eléctrica para emitir el sonido en altavoces. Suele venir conectada a dispositivos especiales mediante cables y el sonido es mucho más agudo y rechinante que la guitarra acústica. Además, sus cuerpos pueden venir de varias formas y composiciones y el mástil puede ser más grande de su versión tradicional. Necesitas, obligatoriamente, un altavoz para poder afinarla y escuchar la emisión de los sonidos.

    10. Cuatro

    Y para cerrar la lista de alternativas a la guitarra con broche de oro, el Cuatro es un instrumento pequeño, ligero y muy suave que puede emitir sonidos acústicos más simples que una guitarra tradicional, pero significativos. Es de origen latinoamericano y se desarrolló en países como Cuba, Puerto Rico, Colombia, sobre todo en Venezuela, donde se cree estuvo originado. Se usa en grandes interpretaciones folklórica y adquiere su nombre porque solo posee 4 cuerdas tocables.

    El violín, el Contrabajo y la Guitarra Flamenca son tres de las alternativas a la guitarra más utilizadas, pero todavía quedan otras opciones que debes probar también. Por suerte, en esta revisión te preparamos las más reconocidas y utilizadas en todo el mundo, debido a su particularidad en cuanto a la forma de tocarlos, el número de cuerdas que usan para emplearse y los elementos y accesorios extras que vas a necesitar para llevar a cabo una presentación con ellas. ¡No dejes de probarlas!

    Deberías leer: 10 Alternativas a Snaptube

    Los instrumentos parecidos a la guitarra son una maravilla para los amantes de la música acústica. Estos entran en la familia de instrumentos de cuerda, ya que todos tienen diversas cuerdas para emitir sonidos. Además, la mayoría incluyen un cuerpo hueco, el cual es capaz de recoger el sonido y emitirlo de forma más fuerte, como un altavoz incorporado. Esperamos hayas disfrutado de esta revisión especial. Hasta aquí nuestro TOP 10 de las mejores alternativas a la guitarra.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir