10 Alternativas A las Estatinas

Desde hace tiempo, las estatinas se convirtieron en la medicina predilecta para pacientes que padecen de colesterol alto y te todas sus consecuencias. Se tratan de medicamentos especiales, que permiten detener la fabricación de más colesterol dentro del hígado, haciendo que bajen los niveles o evitando que incrementen. A su vez, estas puedes ser consumidas sin cambiar la dieta, aunque si con ciertas restricciones. ¿Hay alternativas a las estatinas igual de buenas?

En Curiosidades.top estuvimos investigando a fondo sobre las diversas opciones que pueden funcionarte, y encontramos algunas propuestas que puedes emplear en tu vida cotidiana. Algunas son medicinales y naturales, mientras que otras atienden completamente a tu alimentación y el estilo de vida que llevas. Pero recuerda consultar con tu médico cualquiera de ellas antes de probarlas. Sin más, nuestro TOP 10 de las mejores alternativas a las estatinas de este año.

Lee: 10 Alternativas A La Leche

Alternativas a las estatinas

Índice De Contenidos()

    1. Barberina

    Si nos vamos por la vía de los remedios naturales, la Berberina podría ser un buen sustituto a las estatinas, ya que pueden reducir considerablemente todos los niveles y grados de colesterol que tengas en tu cuerpo, a la vez que trae consigo una serie de beneficios extras. Por ejemplo, funciona como un coadyuvante para las dietas de perder peso, trabaja como antibiótico totalmente natural y, a la vez que reduce el colesterol, también funciona como un antidiabético para propensos.

    Entretanto, la Berberina es, como tal, un componente que se extrae de los tallos de ciertas plantas con fines medicinales. Generalmente se encuentran en la Sello de Oro y en las de Agracejo, aunque hay otras plantas en donde también se consiguen. Además, el origen de esta medicina se remonta en la antigüedad, específicamente en china, pues las personas la utilizaban como una planta natural que reducía el colesterol de quienes lo padecían, increíblemente detectado en esos tiempos.

    2. Levadura de arroz rojo

    En caso de que ya estés padeciendo los estragos del colesterol alto, una de las mejores alternativas a las estatinas que puedes incluir es la Levadura de arroz rojo. Esta está incluida entre la familia de nutracéuticos y es ampliamente empleada por los doctores y pacientes para ayudar a reducir los niveles de colesterol en el cuerpo, ya que viene con una serie de principios activos como la monocolina K, la cual se asemeja bastante a los medicamentos de estatina como la Lovastatina.

    Por otro lado, la Levadura de arroz rojo son una opción para pacientes que toman estatinas constantemente y que no les produce efectos negativos, pues esta contiene, precisamente, estatina. Además, las personas que padezcan de alergia o intolerancia a este medicamento, no deberían considerar la levadura de arroz rojo como una buena propuesta. De hecho, su uso está inclinada a ser una alternativa natural, económica y que cuente con los mismos efectos.

    3. Fitoesteroles

    Aquellos que sufren de hipercolesterolemia familiar deberían incluir los Fitoesteroles como una opción entre la lista de alternativas a las estatinas, ya que permiten reducir el colesterol de forma eficaz, además de que puede contribuir con los procesos de prevención para evitar padecerlos en el futuro. Se tratan de una serie de suplementos, también conocidos como suplementos de Fitoestanoles y puedes tomarlo como un tratamiento normal, con buenos efectos en tu salud.

    A su vez, los Fitoesteroles suelen venir en cápsulas, como cualquier tipo de suplementos, y se recomienda su consumo por las mañanas y por las noches. Aunque dependiendo de la marca, podrían ser más económicos o más costosos que las estatinas, pero con efectos positivos en tu salud final. De todas formas, se recomienda solicitar la recomendación de tu médico en la próxima consulta, a ver si puedes consumir este tipo de suplementos, evitando efectos negativos más tarde.

    4. Cardo Mariano

    Otro tratamiento interesante que puedes considerar para reducir el colesterol y todas sus consecuencias es el Cardo Mariano. Esta planta tiene un compuesto, llamado Silimarina, que ha sido utilizado desde los tiempos antiguos para ayudar a los problemas que correspondían al hígado, tanto con las dolencias, como por el colesterol, puesto que este último era el responsable principal de causar los dolores en esa zona. Por esa razón, se recomienda su utilización como fuente medicinal.

    Cabe destacar que el Cardo Mariano tiene otros beneficios, ya que también actúa como un efectivo regenerador hepático, en caso de tener bajos niveles o sufrir de ciertas afectaciones. En conjunto, viene con un efecto hipoglucemiante que puede ayudar perfectamente en tu tratamiento contra el colesterol. Se recomienda su consumo para personas con diversas afecciones, tales como la diabetes, obesidad, azúcar e hipertensión, reduciendo todos los niveles que corresponden a ellas.

    5. Semillas de Lino Molidas (Linaza)

    Las Semillas de Lino Molidas, también disponibles como Semillas de Chía, son buenos complementos alimenticios para ayudar con los problemas ocasionados por el colesterol, incluyendo la diabetes y la obesidad. Estas vienen con una serie de compuestos beneficiosos, ya que es rico en Omega 3 y aportan muchos de sus beneficios dentro del cuerpo humano. Funcionan como complementos naturales y puedes añadirlo a tu dieta alimenticia para mejores resultados.

    En ese sentido, las Semillas de Lino Molidas tienen ciertas propiedades antinflamatorias que actúan como un efecto para reducir las inflamaciones del hígado y otras partes del cuerpo, afectadas por el propio colesterol. Lo más importante de sus beneficios, es que proporciona fibra, un elemento fundamental para actuar en contra del colesterol y curarte definitivamente de ello. Se recomienda su consumo entre dos y tres veces durante el día y puedes consultar su preparación en la web.

    6. Coezima Q10

    Quizás te venga bien una de las alternativas a las estatinas que trabajen en conjunto a ese medicamento, así tienes el doble de la acción y disfrutas de los resultados beneficiosos para tu salud. La Coezima Q10 es un buen suplemento, el cual actúa como un compañero ideal para reducir, de manera considerable y efectiva, los niveles de colesterol que estés padeciendo. Es una opción que te puede ayudar a lograr buenos resultados en un tiempo considerable de su consumo conjunto.

    También te podría interesar: 10 Alternativas A La Viagra

    Se cree que las estatinas tienen un efecto negativo, ya que parece que algunas llegan a impedir que se formen las Coezima Q10 en el cuerpo, reduciendo incluso sus niveles. Por esa razón, se le aporta un suplemento adicional, que es el que tu cuerpo requiere para mejorar la acción y solucionar ese inconveniente provocado por la estatina, trayendo consigo otros efectos positivos, como la recuperación de los niveles de la azúcar en tu sangre, entre otras propiedades aprovechables.

    7. Curcuma

    Por si no lo sabías, las estatinas podrían incluir algunos compuestos antinflamatorios para ayudar con el tratamiento, aunque otras medicinas de la misma línea lo obvian. En ese caso, la mejor solución es la Curcuma, una propuesta que puede ser funcional para pacientes que sufren de obesidad, diabetes y por supuesto, de colesterol, permitiendo desinflamar la zona del hígado y suprimiendo así los dolores seguidos por los que probablemente estás atravesando. ¡Pruébala!

    8. Glucomanano

    El Glucomanano es un suplemento rico en fibra, la cual trae consigo múltiples beneficios, como la reducción total de la acidez estomacal, la solución de los problemas del colesterol, ya que lo reduce y lo combate, puede aliviar tus problemas de estreñimiento y contribuye con la formación de la flora intestinal por el lado de lo saludable. Es consumido por personas que consumen dietas de adelgazar, así como aquellos que padecen de diarrea, pues ayuda a frenarla y detenerla fácilmente.

    9. Policosanoles

    Y claro, cuando padeces de colesterol malo, una de las mejores soluciones es el alcohol. En realidad, no el que proporcionan las bebidas, sino el que viene con los Policosanoles, obtenido y extraído de las cañas de azúcar y que se trata de un compuesto rico en policosanol activo. Puedes aprovecharlo para reducir los problemas de mal colesterol, evitando las consecuencias de otros compuestos que producen toxicidad hepática, una negatividad que no está disponible en esta propuesta.

    10. Té Verde

    Entre las alternativas a las estatinas puedes probar una opción que esté al alcance de tu mano. El Té Verde es suficiente para reducir los niveles de colesterol, ya que es un antioxidante natural, de los más poderosos que encuentras. Se recomienda su consumo en múltiples presentaciones, pero de aquellos de buena calidad, tal como el Gunpowder o el té matcha, que trae muchos beneficios efectivos. A su vez, actúa como un inhibidor de enzimas, sobre todo la que produce colesterol.

    El Té Verde, la Berberina y las levaduras de arroz rojo son tres de las alternativas a las estatinas más efectivas, útiles y aprovechables del mercado. Se tratan de propuestas que van por el sendero de lo natural, que pueden proporcionarte múltiples beneficios en la salud, aprovechando para mejorar considerablemente las inflamaciones, reduciendo los niveles de colesterol, triglicéridos, azúcar en la sangre y ampliamente usados por pacientes con obesidad, diabetes y que sufren de colesterol.

    Deberías leer: 10 Alternativas Al Embarazo

    Todas las propuestas, opciones y alternativas elegidas en esta lista, fueron seleccionadas desde distintas fuentes, aunque no comprobadas de forma independiente. El contenido de este artículo es con fin informativo, por lo que se recomienda consultar al médico para preguntarle por las múltiples propuestas disponibles, permitiendo saber así si eres apto para su consumo o si es conveniente hacerlo. Hasta aquí nuestro TOP 10 de las mejores alternativas a las estatinas.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir