Cómo Hacer Cajeta. Receta Fácil Y Práctica Para Realizar En Casa

Si nunca has probado la cajeta, te espera una deliciosa sorpresa: una salsa espesa y pegajosa que recuerda al dulce de leche, pero exponencialmente más compleja. Las técnicas de la vieja escuela requieren la mayor parte de una tarde, pero este método reducirá un litro de leche de cabra a media taza en menos de una hora, concentrando su sabor y consistencia. Si deseas conocer cómo hacer cajeta sigue leyendo…

cómo hacer cajeta

Índice De Contenidos()

    ¿Cómo hacer Cajeta?

    Este es un postre que puedes realizar muy fácilmente en el momento que lo desees, lo más importante es que cuentes con todos los ingredientes necesarios. En seguida te mostraremos lo que necesitarás y los pasos que debes seguir para preparar esta deliciosa receta.

    Ingredientes

    • 1 vaina de vainilla mexicana
    • 34 onzas (4 tazas; 965 g) de leche de cabra fresca, preferiblemente UHT
    • 6 onzas (3/4 taza; 170 g) de azúcar
    • 1/2 + 1/8 cucharadita de bicarbonato de sodio
    • 1/8 cucharadita de sal

    Pasos a seguir para hacer cajeta:

    • Paso 1: divide la vaina de vainilla con un cuchillo de cocina y raspa las semillas con la parte plana de la hoja; reservar semillas para otro uso.
    • Paso 2: combina la vaina de vainilla partida con la leche de cabra, azúcar, bicarbonato de sodio y sal en una olla de acero inoxidable de 5 cuartos de galón.
    • Paso 3: calienta a fuego medio, revolviendo ocasionalmente con una espátula resistente al calor, hasta que el azúcar se disuelva y la leche se vuelva espumosa y ligera, aproximadamente 15 minutos.
    • Paso 4: continúa cocinando a fuego lento, revolviendo y raspando los lados de la olla con frecuencia, si no constantemente, hasta que la leche esté espesa, dorada y reducida a no más de una capa fina de mermelada, aproximadamente 45 minutos.
    • Paso 5: revuelve con más frecuencia a medida que la cajeta se espese para evitar que se queme.
    • Paso 6: continúa cocinando hasta que la cajeta forme un "rastro" que permanezca abierto durante 1 segundo cuando se raspa con una espátula el fondo de la olla.
    • Paso 7: Retíralo del calor. Con unas pinzas o cuchara, retira y desecha la vaina de vainilla.
    • Paso 8: coloca la cajeta en un frasco de vidrio de boca ancha resistente al calor. Si la cantidad total es menos de 12 1/2 onzas (1 taza; 355 g), diluye con un toque de leche o agua o de lo contrario la cajeta estará demasiado espesa al enfriarse. La cajeta se puede refrigerar hasta por 3 meses.

    Rocíala sobre tu helado favorito, úsala como salsa para las rodajas de manzana, extiéndela sobre el pastel o simplemente lame con una cuchara. De cualquier forma la encontrarás deliciosa.

    ¿Qué es la cajeta?

    Es posible que muchas personas desconozcan este delicioso dulce, aunque es muy popular en la gastronomía mexicana. Básicamente es un dulce preparado a base de leche, pero no la leche común sino la leche de cabra, que le da un toque especial.

    Los otros ingredientes que integran la cajeta, la hacen ser un dulce particularmente delicioso, muy buscado en el país mexicano.  Hay quienes hasta se consideran fanáticos de este suculento manjar. No hay nada mejor sin duda, que los postres preparados en casa, es por ello que son muchas las personas que suelen preparar cajeta en sus hogares y así acompañar sus pasteles, frutas o simplemente darse un gusto en las tardes.

    Tips sobre la cajeta.

    • En comparación con la leche de vaca, la leche de cabra es excepcionalmente estable, capaz de soportar altas temperaturas sin quemarse.
    • Una pizca de bicarbonato de sodio reduce la temperatura a la que la leche de cabra puede dorarse, lo que ayuda a desarrollar un rico sabor a caramelo a pesar de una temperatura de cocción muy por debajo del punto tradicional de caramelización.
    • El sabor robusto de una vaina de vainilla mexicana no se desvanecerá con la cocción prolongada.

    Esperamos nuestras recomendaciones de cómo hacer cajeta te sean de gran utilidad y consigas degustar este delicioso dulce y preparado por tus propias manos.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Subir